Vinos

Unión perfecta

Sabores a limón y almendra amarga
Los vinos hechos a partir de uva Verdicchio se pueden acompañar con sabores suaves.

Cultivada en zonas geográficas donde predominan las colinas y los ríos, la uva Verdicchio adquiere características delicadas, florales y suaves que no se pueden acompañar con cualquier platillo porque se corre el riesgo de perderlas entre sabores más fuertes.

Sus vinos son prácticamente incoloros, con elevada acidez y notas cítricas. De acuerdo con los expertos, las cosechas bien logradas pueden hacer que los caldos ofrezcan sabores a limón y ligeras notas de almendra amarga. Además, se pueden convertir en la base para producir excelentes vinos espumosos.

El Verdicchio dei Castelli di Jesi es un vino seco que presenta un color amarillo paja muy tenue, aromas frutales y sabores cítricos con un toque ligeramente amargo.

Cuando las uvas son producidas en el corazón de la zona, la etiqueta podría tener la leyenda de Classico.

Desde la segunda mitad del siglo XX, los productores comenzaron a enfocarse en hacer creaciones más completas que superaran los requerimientos de la Denominación de Origen.

Ellos mismos se encargaron de conservar las sutilezas de la Verdicchio para asociarlas con una gran variedad de alimentos, por ejemplo, aves, ternera, cerdo, conejo y pescado, preparaciones de pasta con crema, mantequilla y champiñones.

En definitiva, se deben evitar las salsas fuertes o los platillos muy condimentados para no perder el equilibrio necesario entre comida y vino.